sábado, 28 de abril de 2012

Cantar bajo la lluvia

Es increíble cómo la cólera se esfuma de mi cabeza sólo con apartar la cortina y ver que fuera, la lluvia moja la ciudad. Sacar los brazos y la cabeza por la ventana, con los ojos cerrados y cantando a gritos canciones borrachas de bohemia.... Sin prejuicios.... Con las gotas rodando por las mejillas. No me entiendo ni a mi misma, pero eso es algo que me encanta. Es la segunda vez que el cielo llora conmigo, en una situación así. En el clímax del enfado, ha empezado a llover... Yo he salido a mojarme y a gritar a los cuatro vientos, que en el fondo, nadando entre los vestigios de ignorancia que conforman este mundo, soy feliz.

1 comentario:

  1. _...nadando entre los vestigios de ignorancia que conforman este mundo..Genial imagen literaria , y emotiva reflexión con la que empatizo.Describes muy bien un alma grande mojada de llanto por una realidad que a veces aplasta y nos sume en la desesperanza.Hermosa reflexión.Un abrazo.Te sigo.

    ResponderEliminar

¡Gracias tu aportación!